Corazon

Un corazón, dos mitades,
latiendo y haciendo vivir,
mitades de corazón,
aunque separadas,
hacen que viva una relación.

Separados laten silenciosamente,
manteniendose vivos con recuerdos,
recuerdos de todo tipo,
que prevaleciendo solo los mejores.

Juntos laten haciendo un gran estruendo,
haciendo que la vida parezca insignificante,
al compararla con un instante,
ese instante que están juntos.


El Otro Yo


El otro yo
Me he reconocido a mi mismo varias veces en esa imagen, ese hombre de mirada perdida que se aparece cuando menos lo espero, mostrándome mi verdad, con una decisión terrible como si se burlara de mi, de mi fantasía, que insisto en mantener viva, esa que conserva mi esencia, mi ser traumatizado, mi tranquilidad.

Ese, que me mira con cierto aire de paranoia, que es igual a mí, pero no soy yo, el que miente para mantenerme a salvo, el que finge ser feliz, ya no soy lo que fui, ni él fue nunca parecido a mi, ni fui ese y no lo seremos jamás.

El que soporta mis fracasos, y ha sufrido una a una mis derrotas, dejando que su figura se distorsione, preparándome para un mejor final, del que ahora huyo, como huyendo de lo imposible, como si dejara escapar lo que deseo, temiendo que se me escape de todas formas.

Frío es el recuerdo de momentos que no volverán, que me transformaron en esa bestia, ruda, insolente y conspicua, esa bestia que tanto detesto, en esa figura borrosa, desfigurada por el paradigma de mi pasado, cuyos desgarres y destrozos regresan al pasado, hacia el momento de su creación, ese reflejo de mi reflejo digno de un Grey, solitario, confuso e hipócrita.

A este grado de decadencia he llegado, donde la calamidad de la simpleza y la vulgaridad me arrastran por los mas sucios rincones de la confirmación de ser lo que soy, de ser yo mismo, mientras soy el otro, el que me contempla sin esperanzas, encerrándome tras su voluntad, triunfal entre las sombras.

De esa manera me encuentro entre las tinieblas, en la penumbra que logra crear mi ideal, el pasado de mi presente, revuelto cual simple ecuación, un fantasma, un recuerdo, el misterio del temor, infundado por lo que recuerdo, de lo que he deseado, de lo que no he realizado, recopilando nostalgias, quizá para guardarlas en un cajón, donde pueda olvidarlas, donde no me molesten más.

Dolor

Siento un dolor tan profundo,
algo que parte mi corazón,
que lo destroza en mil pedazos,
sin dejarlo vivo.

Un corazón desecho, partido,
por un tiempo pedido y no concedido,
por un rato de felicidad, arrebatado,
por un día tranquilo, arruinado.

Palabras que hieren,
momentos en que la soledad,
es la única compañía deseada,
y nadie puede compararse a ella.

Mi corazón pende de un hilo,
a punto de arrojarse al vació infinito,
abrazando lo único que tiene,
palabras al viento.


Visitantes

free counters
desde el 03/08/09

Search

Cargando...

Mi lista de blogs

Etiquetas

Licencia

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia Creative Commons.

Contador de Visitas

dreamweaver statistics

Comenzando desde el 02/12/2008

Escritores...

01) jjop_215 (Juan Jose Ordoñez)
(Guatemala)
02) .:.Hæressia.:.
(Venezuela)
03) Lobo Azul
(Guatemala)
04) 3433 (E. Mazariegos)
(Guatemala)
05) XANA
(Mexico)
06) Esther Vigoa
(Mexico)
07) bragnagon
(Mexico)
08) Böris Edgård
(Chile)
09) Tania Mendia S.
(Colombia)

y tu porque no estas en la lista??

Interna - Externa

Entonces, he de convertirme en piedra, solo así abre de contemplar los ataques elementales, sin ser casi percibido, siendo cada ves, mas elemento.

O tal ves viento y llenar los resquicios vacíos del espacio, escudriñando diminutos orificio, escapándome de los dedos.

O quizás, fuego, y volverme ataque fulminante y asesino, ser al mismo tiempo dador, regalándote destellos y luces.

Posiblemente agua, para escurrirme constante y de súbito entre peñascos y abismos inimaginables.

Pero seguiría siendo limitado, mi fin seria marcado por el inicio del otro, quizás deba ser todo al unísono, y no, no lo soy y veo, y veo como tus diminutos brazos alcanzan el todo infinito, y como tu voz llena todo el espacio, y todo resquicio es llenado por tus fulminantes ojos color verde fantástico, realizo, me veo humano, me veo mortal.

INTERNA EXTERNA…(La Tona). ORGULLO GUATEMALTECO

Subscribe via email

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

cBox

Con la tecnología de Blogger.

Entradas populares

Seguidores

FaceBook

ShareThis